Review New Pokémon Snap

La espera ha sido larga para los fanáticos de Pokémon Snap, pues ha sido 21 años los que hemos tenido que esperar para poder jugar una nueva entrega en esta saga que en 1999 encantó a todos con un estilo de juego que hasta el día de hoy se recuerda, convirtiéndolo en un clásico que ya puedo decir con toda seguridad en 2021 ha sido superado por su sucesor. Bienvenidos al review de New Pokémon Snap para la Nintendo Switch.

Título
New Pokémon Snap
Consola
Nintendo Switch
Desarrollador
Bandai Namco
Fecha de lanzamiento
30 de abril de 2021

Premisa

Para quienes no hayan disfrutado de la versión original de Pokémon Snap en Nintendo 64, el juego es bastante simple, pues nada más se trata de apuntar nuestra cámara a los distintos Pokémon y sacarles fotos, nada más eso es básicamente y en muy corto de lo que se trata Pokémon Snap, pero en esta nueva versión, tenemos elementos que le dan una sensación de profundidad mucho mayor al juego.

Para partir, nos encontramos con la región de Lensil, donde nos reciben el Profesor Espejo y Rita, quienes de a poco nos van enseñando acerca de esta región, y nuestra misión en la misma, que es la de explorarla a bordo del Neo-One para poder descubrir nuevos Pokémon y nueva flora y fauna silvestre, todo netamente con motivos de investigación.

Entonces, de partida nos encontramos con el primer nivel, y es ahí donde la nostalgia nuevamente nos da un golpe, pues recordamos que hace 21 años habían cosas que no nos eran posibles, pero esta vez si lo son. Por ejemplo, podemos ver lo que está pasando bajo el aguay así sacarle fotos a los Magikarp o ver a los Lapras nadar, o incluso sacar fotos desde muy –muy– cerca, pero esta vez Bandai Namco ha hecho un trabajo estupendo con los modelos de Pokémon, así que no es molesto verlos desde tan poca distancia.

Niveles de día y de noche

Quizás uno de los problemas más grandes con el Pokémon Snap original era el de sus pocas etapas, y en esta entrega la solución es muy simple, pero a la vez funciona tan bien que no hay ninguna queja acerca de su implementación.

Se trata de re visitar el mismo nivel pero de noche, pues cada uno de los niveles de este New Pokémon Snap ahora puede ser jugado de noche, donde nos encontraremos otros Pokémon que solo aparecen de noche, mientras se nos muestran conductas que también solo pueden ser posibles de noche.

De este modo en un nivel podemos ver un Arbok durmiendo sobre las ramas de un arbol, o ver como duermen los Bouffalant mientras los Swanna nadan en una laguna a pocos metros de ellos. En definitiva, podemos ver un ecosistema Pokémon como nunca antes lo hemos visto, lejos de los combates a la fuerza o de enfrentarnos a uno y otro entrenador sin descanso para poder subir de nivel. En mi manera de verlo, es justamente esto lo que hace que Pokémon Snap sea –para mí–, el mejor spinoff de la serie original de Pokémon que existe.

Los controles son perfectos

Para quienes hayan jugado la primera entrega de 1999, Pokémon Snap tiene controles bastante simples, pues con el joystick izquierdo moveremos el obturador, mientras que con el stick derecho podemos desplazarnos rápido para desplazar el cursor.

Para acercarnos con nuestra cámara a un Pokémon para tomar una foto solo tenemos que apretar ZL, y hasta tenemos también controles del giroscopio si queremos usarlos y darnos vuelta para capturar fotos de Pokémon que aparezcan por detrás de nosotros.

Lo que si echamos de menos es la Poké Flauta, la cual ha sido reemplazada por una melodía que podemos hacer sonar cuando presionamos R, y que despertarpa a algunos Pokémon cuando están dormidos de noche.

Completar la Fotodex no es para nada fácil

Como cualquier juego de Pokémon, completar la Pokedex no es fácil, y en este caso, en New Pokémon Snap tampoco es para nada fácil el completar su símil, en este caso llamada Fotodex.

Así, no es tan simple como llegar y sacarle fotos a los Pokémon, si no que tenemos que sacarles fotos para que luego al evalúe el Profesor Espejo, quien en base a 6 criterios nos dará un puntaje por cada foto que saquemos, este puntaje se transforma entonces en puntos de experiencia que necesitaremos para subir de nivel en cada una de las etapas que tenemos que recorrer, para luego poder jugar una etapa en Nivel 1, 2 o 3, donde a medida que vayamos subiendo de nivel, podremos ir sacándole fotos a más Pokémon.

Pero esto no termina aquí, pues para cada uno de los Pokémon que tenemos, se nos entrega una página de nuestro Fotodex que tiene las categorías de 1 a 4 estrellas. Es decir, podemos tener hasta 4 fotos de cada Pokémon en cada página de la Fotodex, y no es para nada simple determinar que hace que una foto sea catalogada de 1 estrella mientras otra es catalogada como de 4 estrellas. Esto hace que al menos tengamos que sacar 4 fotos de cada uno de los más de 200 Pokémon para poder completar el juego al 100%.

En este sentido el juego no hace un buen trabajo orientándonos en como sacar fotos de 2 o 3 estrellas, si no que tenemos que descubrirlo a nuestro ritmo, y la verdad sea dicha, yo aún no tengo demasiado claro que es lo que distingue a las fotos de 2 estrellas de las de 3 estrellas aún.

Manzanas, orbes y un escáner

Si recordamos bien, en el Pokémon Snap original podíamos tirar manzanas desde nuestra nave a los Pokémon silvestre, y en este juego también podemos hacerlo, pero no te preocupes, porque el juego nos deja en claro que estas manzanas son acolchadas y no representan ninguna amenaza a los Pokémon si e que les damos en el cuerpo o la cabeza cuando las lanzamos.

También podemos hacer uso de un escáner, el que nos permitirá descubrir algunos objetos interesantes en algunas etapas o inducir algunas acciones en los Pokémon, como por ejemplo, que se den vuelta a mirarnos para nosotros poder sacarles una mejor fotografía.

A la vez, también contamos con orbes, los que al lanzarlos iluminarán a los Pokémon para poder sacarles fotos, o también harán algunas acciones especiales, por eso es recomendable lanzarle varios orbes a quienes queramos, pues por ejemplo el Bouffalant se para en dos patas al recibir el impacto de algunos orbes seguidos, y eso lo tenemos que descubrir mientras avanzamos.

Lamentablemente, lo que si echamos de menos en este juego es la capacidad de hacer que los Pokémon evolucionen, como nos pasaba en el Pokémon Snap original, pues quien no le lanzó una manzana a un Charmander en etapa del volcán para descubrir que si se caía al cráter después emergía como un Charmeleon. Bueno, en esta entrega no tenemos esa capacidad, y la echamos un poco de menos.

Las peticiones pueden ser un poco tediosas

A medida que avanzamos por la región de Lensil, también nos encontramos con algunas peticiones que notaremos antes de empezar un nivel, las cuales si bien son un agregado bastante interesante, pueden ser un poco tediosas.

Así, por ejemplo, se nos pedirá que saquemos una foto de un Quagsire saltando al agua, algo que se puede conseguir al final de uno de los niveles, y tenemos que estar atentos, perdiendo la posibilidad de sacarle fotos a otro Pokémon que se encuentre cerca.

Lo mismo con un Torterra, que se nos pedirá que le saquemos una foto bostezando, algo que lógicamente solo ocurre de noche y mediante una acción especial, así que nuevamente tenemos una ventana muy pequeña para poder lograr esto.

Incluso puede llegar as pasar que se nos pida sacar una foto, por ejemplo, a un Pokémon comiendo una fruta, y si nosotros ya la hemos sacado previamente, la misma no se nos reconoce, así que tenemos que nuevamente sacar el mismo tipo de foto para que el juego finalmente nos de la petición como completada.

Lamentablemente, las recompensas por lograr este tipo de fotos no son demasiado motivantes para poder conseguirlas todas, y algunas se sentirán más como una pérdida de tiempo que como una motivación para poder seguir sacando este tipo de fotos.

Herramientas para modificar las fotos

Estamos en 2021, y eso significa que ya no tenemos que ir al Blockbuster para poder imprimir las fotos que eran compatibles con Pokémon Snap. Entonces, lo que hace este juego es sacar provecho de lo que más usamos actualmente: las redes sociales.

Una vez terminamos un nivel, podemos ir a nuestro álbum de fotos, donde almacenamos todas las fotos que hemos sacado a lo largo del juego, una vez adentro, podemos verlas una a una y editarlas como queramos.

Esto es, podemos añadir stickers y filtros que se nos van dando a medida que avanzamos el juego, aunque también hay algunos stickers y filtros especiales que vamos consiguiendo con las peticiones de fotos que nombré más adelante.

Incluso podemos “retroceder” en el tiempo que tomamos una foto o agrandar el corte de la foto para poder tener una foto más clara de la que le mandamos al Profesor Espejo para su revisión inicial, luego de esto podemos usar la Nintendo Switch para subir la foto directo a nuestras redes sociales que estén linkeadas a nuestra consola.

Conclusión

New Pokémon Snap está cargado de nostalgia, desde su primer nivel cuando vemos un Grookey hasta el final de sus niveles, el juego está hecho para hacer disfrutar tanto a grandes como a los más pequeños que descubren este juego por primera vez.

Todo aquel que quiere jugar algo para relajarse después de un día de trabajo agotador, encontrará en Pokémon Snap el argumento perfecto para pasar un par de horas divertidas y relajadas, pero no más que eso de un solo tirón, pues puede volverse repetitivo después de unas horas intentando sacar la foto perfecta.

Sin dudas donde más destaca es en su apartado gráfico, pues el juego es realmente muy bello, sus hábitats son grandes y nos da la sensación de que incluso podrían haber más Pokémon en las regiones que los que realmente hay.

Quizás donde más flaquea es en el apartado musical, pues si bien las tonadas son relajantes, no son nada del otro mundo y no logran que se nos queden pegadas en la cabeza por horas luego de jugar como otros juegos de Nintendo.

Bandai Namco se atrevió a tomar un proyecto peligroso, pues la nostalgia es un enemigo muy poderoso a la hora de hacer una secuela de un clásico, pero esta vez puedo decir con toda seguridad que New Pokémon Snap brilla con luces propias y puede ser uno de los mejores juegos que ha llegado este 2021 a Nintendo Switch.

No creo que sea un imprescindible a la altura de títulos como Mario Kart 8, Super Smash Bros. Ultimate, e incluso diría que es un poco más flojo que Monster Hunter Rise, pero es un juego único en su clase, y hace que valga la pena jugarlo y pagar por el precio de USD $60 que tiene.

En definitiva, estamos ante un título que tiene como objetivo a un público muy variado, tanto a grandes como a chicos, y logra encantar perfectamente a ambos espectros, así que no te vas a arrepentir si eliges comprar este juego, porque sacarle una foto a tu Pokémon preferido para luego subirla a tus redes sociales favoritas no tiene precio, más si las sacaste tu, con tu propio esfuerzo y dedicación.

Otro review que podría gustarte

Más noticias
Review Fitbit Luxe