Review Huawei Mate Xs

He tenido la oportunidad de probar mi tercer smartphone plegable, se trata del Huawei Mate Xs que hace muy poco hizo su arribo oficial en nuestro país y que ahora ya lo tenemos en nuestras manos para comentarte todo lo bueno y lo malo de él.

El Huawei Mate Xs tiene un modo de plegado diferente a lo que hemos visto con otros fabricantes, ya que, su pantalla se pliega hacia afuera, por lo que su única y gran pantalla queda siempre expuesta.

En un inicio estamos ante una pantalla de 8 pulgadas cuando se encuentra totalmente plegado, pero al cerrarlo nos queda un equipo con una pantalla de 6,6 pulgadas. Cuenta con un sistema de triple cámaras sumando un sensor de profundidad 3D y el apoyo de las ópticas Leica.

A simple vista se nota un equipo bastante interesante, por lo que tenemos harto de qué hablarte en este análisis que comienza a partir de ahora. Conozcamos al Huawei Mate Xs.

DISEÑO

Al tratarse de un smartphone plegable, es lógico que quieras saber los detalles de su diseño primero, así que te lo contaré. Lo primero que te puedo contar es que un equipo pesado, pesa nada más y nada menos que 300 gramos, por lo que debo admitir que, al sostenerlo por mucho rato, comencé a sentir un leve cansancio.

Debo admitir que este equipo sí que lo encontré más delicado que los otros plegables que he probado. Partamos primero con el momento de abrir o plegar completamente la pantalla, ya que, para eso primero debes presionar un botón y ahí procedes con tus dos manos a plegar la pantalla, pero cuando haces esto, tu pones tus dos pulgares justo al medio de la pantalla y es ahí cuando te da la sensación de que la pantalla en cualquier momento sufrirá un daño. Por suerte no ocurrió nada.

La segunda parte que encontré delicada fue nuevamente su pantalla, pero cuando el equipo se encuentra cerrado (por decirlo de alguna manera), ya que, todo el tiempo la pantalla queda expuesta. Esto quiere decir que la parte de atrás del equipo es parte de la pantalla, por lo que hay que tener mucho cuidado cómo y dónde lo dejas. Si lo haces algo brusco, corres el riesgo de que la pantalla se dañe o se raye, y si la superficie tiene polvo, está manchada o mojada con algún líquido, será la pantalla quien sufrirá las consecuencias.

De hecho, ese lado de la pantalla (donde están las cámaras) se pueden apreciar varias rayas. El equipo que me pasó Huawei era usado, no era nuevo, por eso me di cuenta de ese detalle. Y la tercera parte y la más delicada de todas es el pensar en el momento en que se te caiga el equipo cuando está cerrado. Súmale su peso de 300 gramos, y luego le sumas que su pantalla queda expuesta en casi 360º, ¿Adivinas qué será lo primero que probablemente morirá cuando el equipo se caiga al suelo muy fuerte?

Con esos tres miedos tuve que convivir en el tiempo que probé este equipo, así que definitivamente este sí es el plegable más delicado que hay por el momento. Desconozco si en la caja viene algún tipo de protección como una carcasa o algo, ya que Huawei me prestó solo el equipo, no venía con su caja ni accesorios, por lo que desconozco totalmente qué es lo que viene en la caja.

Al igual como sucede con Samsung Galaxy Fold, la pantalla es completamente de plástico, por lo que también está expuesto a hendiduras que provengan de una uña o de cualquier otro objeto puntiagudo que tenga contacto con este plástico. Eso sí, el pliegue al centro de la pantalla se nota harto menos que el Galaxy Fold.

Siguiendo en esta parte del equipo, pude notar que la pantalla cuenta con una capa de plástico extra que es de la misma forma que aquellos adhesivos que vienen en la pantalla del smartphone que acabamos de comprar. Debo reconocer que me vi tentado a removerla en un inicio, pero luego me acordé del “accidente” que tuvieron mis colegas estadounidenses con las primeras unidades del Galaxy Fold, así que obviamente no lo removí. Tampoco leí alguna advertencia sobre no remover dicha capa, ni tampoco me dijeron algo desde Huawei, así que no sé realmente si es removible o no.

Si nos ponemos a examinar su diseño, vamos a encontrarnos con:

  • Lector de huellas que también es el botón de encendido
  • Teclas de volumen
  • Puerto USB Tipo-C
  • Altavoz principal
  • Tres micrófonos
  • Triple cámara + sensor de profundidad 3D + Dual Flash LED
  • Botón que libera la pantalla para ser plegada
  • Ranura para tarjetas
  • Puerto Infrarrojo para uso como control remoto universal
  • Pantalla
  • Auricular (que también funciona como segundo altavoz para sonido estéreo).

Otro detalle que encontré algo molesto fue su lector de huellas dactilares, pero no fue porque funcionaba mal, al contrario, funcionaba muy rápido y cómodo, pero es demasiado sensible. Esto último hizo que, al momento de echarme el equipo al bolsillo, con mi dedo pulgar pasaba a tocar el lector, por lo que el equipo se desbloqueaba y así me lo echaba al bolsillo sin darme cuenta. Por lo mismo, si tienes el equipo, fíjate bien de no tocar el lector cuando lo guardes.

Cuando el equipo está plegado, sus dimensiones son: 161.3 x 146.2 x 5.4 mm, mientras que cuando está cerrado sus dimensiones son: 161.3 x 78.5 x 11 mm, y como te mencioné anteriormente, el equipo pesa 300 gramos. Su parte frontal es de plástico, mientras que su lado trasero y bordes son de aluminio.

PANTALLA

Ahora seguimos con lo segundo más importante en este smartphone plegable: su pantalla. Debido a su diseño, acá solo tenemos una sola pantalla y no dos como sucede con otros smartphones plegables. Su pantalla es del tipo OLED y cuando se encuentra plegada, alcanza las 8 pulgadas con resolución 2200 x 2480 píxeles, mientras que cuando está cerrada, alcanza las 6,6 pulgadas con una resolución de 1148 x 2480 píxeles y aspecto 19.5:9.

En cuanto a la calidad de imagen, la verdad es que no tengo absolutamente nada que criticar, porque al ser una OLED, tenemos colores muy vívidos, con una muy buena definición y también alcanzaba un nivel alto de brillo, por lo que no tuve problemas de visualización al momento de estar en el exterior, ahí el sensor de luz ambiente hacia muy bien su trabajo.

En cuanto a opciones, pues tenemos las típicas para controlar el brillo, modificar la temperatura y modo del color, activar el modo oscuro, modificar el tamaño del texto y visualización, entre otras opciones.

También contamos con la posibilidad de elegir el modo de visualización de una aplicación específica cuando la pantalla se encuentra desplegada o plegada.

Debo decir que acá Huawei hizo muy bien su trabajo, ya que cuando tenemos el equipo abierto, podemos disfrutar de una gran pantalla y la mayoría de los contenidos se adaptan muy bien, en especial los navegadores webs. Pues la verdad es que en lo personal no tuve ningún problema de aspecto.

Cuando cerramos el equipo, el aspecto pasa a ser al de un smartphone tradicional, con una pantalla de un tamaño bien acorde a nuestras realidades actuales. A lo que voy es que Huawei no cometió el error que tuvo Samsung con el Galaxy Fold al incorporar una pantalla externa pequeña que resultaba algo incómoda en estas fechas. Con el Mate Xs no tuve ningún problema en ese sentido.

Eso sí, al estar frente a una pantalla con una capa de plástico, lamento decir que la pantalla es un imán de huellas dactilares, tampoco tenemos una capa oleofóbica que es la impide que la pantalla se llene de huellas. Lo mismo pasará cuando estés hablando por teléfono y luego la pantalla queda algo manchada. Insisto en que probé una unidad usada, desconozco si las unidades nuevas sufren este problema o no.

CÁMARAS

Nuestro protagonista no se queda para nada atrás con su sistema de triple cámaras, ya que tuve una experiencia muy buena con la calidad fotográfica ofrecida, aunque lamentablemente el clima no me acompañó en las pruebas.

El primer sensor es de 40 megapíxeles con apertura f/1.8 PDAF, mientras que el segundo sensor es un teleobjetivo de 8 megapíxeles con apertura f/2.4 PDAF, incorpora estabilización óptica de imagen y ofrece un zoom óptico de 3x y uno híbrido de 5x. Luego tenemos el tercer sensor que es un ultra gran angular de 16 megapíxeles con apertura f/2.2 con enfoque automático, y finalmente tenemos un sensor de profundidad 3D. Todo lo anterior cuenta con ópticas Leica y un doble flash LED.

Por temas de diseño, el Mate Xs no cuenta con cámara frontal, por lo que el sistema usa la cámara principal para las aplicaciones que requieran de una cámara frontal. ¿Cómo funciona? Pues al momento de abrir una app que requiera una cámara frontal, el sistema te dice que simplemente gires el equipo y así usas la cámara principal y la pantalla trasera del dispositivo. Eso sí, si tienes el equipo abierto, tendrás que cerrarlo.

App de cámara

Cuando utilizamos la cámara, nos encontraremos con su aplicación que nos ofrece variadas opciones y modos de captura. Por el lado izquierdo tenemos opciones para activar la inteligencia artificial para reconocer escenas, el flash, efectos de captura y una opción que permite utilizar la pantalla trasera como visor. Por el lado derecho tenemos los modos de captura, como el modo foto, video, retrato, noche, profesional, entre otros.

Una imagen vale más que mil palabras, así que mejor te dejaré con un video donde te muestro cómo es la interfaz de la cámara y algunas de sus funciones principales.

Fotografías

Cuando probé la cámara fotográfica de este dispositivo, la verdad es que no esperaba buenos resultados por el tema de ser un equipo muy diferente al resto de los modelos de Huawei. Sin embargo, la calidad de imagen en las fotos es igual de buena que en los equipos pertenecientes a la gama Mate o P Series de Huawei, aunque lamentablemente las condiciones climáticas no me acompañaron al momento de tomar fotos, igual me gustó la calidad de imagen.

De noche fue lo mismo, muy buena calidad, casi nada de ruido en condiciones de baja luz. Lo otro que me gustó fue la calidad del zoom, bastante bueno su zoom óptico de 3x y zoom híbrido de 5x. En conclusión, la cámara la encontré buenísima y muy completa en cuanto a funciones.

Te dejaré con una galería de fotos de prueba en diferentes condiciones para que puedas apreciar tu mismo la calidad de las fotografías. Ahí encontrarás fotos con zoom, selfies, usando el modo “supermacro” y el efecto monocromático.

Video

Nuestro protagonista tiene la capacidad de grabar videos en calidad 4K con hasta 30 cuadros por segundo, con estabilización óptica de imagen incluida.

Te dejo con un video de prueba en 4K:

SOFTWARE, HARDWARE Y MULTIMEDIA

El Huawei Mate Xs viene de fábrica con el sistema operativo Android 10 (sin apps de Google) y con la capa de personalización EMUI 10.0.1. Todo lo anterior corre gracias a su procesador Kirin 990 5G con ocho núcleos, 8GB de RAM, 512GB de almacenamiento interno UFS 2.1 ampliables con tarjetas NM, y su chip procesador gráfico Mali-G76 MP16.

Con todo el hardware mencionado anteriormente, el Mate Xs corre muy bien, rápido y 100% fluido, no hay ningún tipo de lentitud, lag, ni nada de eso porque estamos ante un verdadero smartphone Premium. También le sumamos que la capa de personalización EMUI 10.1 se encuentra muy bien optimizada, aunque personalmente no noté grandes cambios en comparación con EMUI 10.

Los menús del sistema están muy bien organizados para que sea fácil de utilizar, adaptándose muy bien, además de contar con su barra de accesos directos deslizable con un fondo difuminado que resulta muy bonito a simple vista. También cuenta con la posibilidad de tener todas tus apps en la pantalla de inicio o simplemente agregar un cajón de aplicaciones.

AppGallery

Como ya debes saber estimado lector, este gran smartphone se ve perjudicado por las decisiones del gobierno de Estados Unidos, por lo que obliga a Huawei a comercializar este equipo sin las aplicaciones de Google.

La solución que te brinda Huawei por ahora es su tienda de apps AppGallery, donde encontraremos variadas aplicaciones chilenas e internacionales, como las que te mencionaré a continuación:

Apps del Banco de Chile, PedidosYa, Banco Estado, LATAM, WOM, apps de Claro Chile, Ripley, Yapo, MACH, Entel, Despegar, RED, apps de Banco BCI, Falabella, Linio, McDonald’s, Banco Ripley, Didi, Moovit, Tarjeta Hites, Telepizza, BurgerKing, LUN.com, Consalud, Microsoft Office, Chile Alerta, 13 Now, Sismo Detector, Sosafe, entre varias otras.

Pero dentro de AppGallery podemos encontrar la aplicación AppSeeker, con la cual vamos a encontrar más aplicaciones que en la tienda de Huawei no están disponibles por el momento. Lo que hace esta app es buscar aplicaciones en otras tiendas reconocidas y sitios webs oficiales. Cada aplicación que descargues está revisada por Huawei.

Obviamente ahí encuentras las aplicaciones de Google, por darte un ejemplo, aunque las que necesitan los servicios de Google para funcionar (Google Play Services) como Gmail, la app solo te ofrecerá una “App web” que es como un acceso directo a su versión web. Lo mismo pasa con YouTube, pero si descargamos otras como Netflix, ahí descargaremos el APK directo, tal y como lo demuestran las capturas:

Seguridad

Para proteger nuestro equipo del acceso no autorizado, contaremos con un lector de huellas físico que se encuentra ubicado en el lado derecho del dispositivo, justo en el botón de encendido.

El reconocimiento de la huella funciona muy bien y rápido, pero a la vez es demasiado sensible, y como te comenté en el apartado de Diseño, cuando te guardas el equipo en el bolsillo, es muy probable que pases a tocar su lector con tu dedo pulgar y el equipo se desbloquee dentro del bolsillo, créeme que me pasó en varias oportunidades, así que ojo con eso.

Batería

Nuestro protagonista cuenta con una batería de 4500 mAh de capacidad, la cual puede cargarse de manera rápida con su cargador de 40 Watts. Lamentablemente por temas de diseño, el equipo no cuenta con carga inalámbrica.

Datos de uso durante la prueba:

  • Aplicaciones: Twitter, Facebook, Messenger, WhatsApp, Instagram, YouTube, Spark, YouTube Music, Sismo Detector Pro, Tapatalk, Telegram, BEAT, entre otras.
  • Accesorios: Xiaomi Mi Band 4.
  • Conectividad activa: GPS, Wi-Fi, 4G+ Dual SIM
  • Brillo y resolución: Brillo automático, resolución Full HD+ (resolución activada desde fábrica.

Duración total desde la primera carga completa: 1 día, 6 horas.

Tiempo de pantalla usada: 7 horas, 55 minutos.

Debo agregar que el equipo lo tenía operando con la opción “Máximo rendimiento”, y aún así me dio una gran autonomía, por lo que al tener el equipo operando de manera normal, es altamente probable que tengas una autonomía aún mayor a la que tuve.

Conectividad

El Mate Xs es totalmente compatible con Entel, Movistar, WOM y Claro, además cuenta con conectividad 5G. A continuación, te mostraré las bandas compatibles:

  • Red 4G: B1, B2, B3, B4, B5, B6, B7, B8, B9, B12, B17, B18, B19, B20, B26, B28, B32, B34, B38, B39, B40, B41.
  • Red 5G: B1 (2100), B3 (1800), B28 (700), B38 (2600), B41 (2500), B77 (3700), B78 (3500), B79 (4700) SA/NSA
  • Módem LTE: Cat 21
  • Soporte Voz 4G: Claro, Movistar, Entel y WOM
  • Soporte Voz Wi-Fi: Claro, Movistar, Entel y WOM
  • 4G+: Compatible
  • eSIM: No compatible

Por último, agregar que el equipo también cuenta con Bluetooth 5.0, Wi-Fi 2.4 y 5 GHz, puerto Infrarrojo para usarlo como control remoto, NFC, USB Tipo-C 3.1, USB OTG y GPS con soporte A-GPS, GLONASS, GALILEO, QZSS, y BDS.

Audio

Nuestro protagonista no cuenta con conector 3.5mm para conectar nuestros audífonos alámbricos, por lo que tendrás que utilizar un adaptador USB Tipo-C a 3.5mm, el cual desconozco si venía alguno en la caja o si traía audífonos con conexión USB Tipo-C de fábrica, ya que Huawei me prestó la unidad sin su caja y accesorios.

Ahora, en cuanto a altavoces, el equipo incluye un altavoz potente y que suena realmente bien. Se encuentra ubicado en la parte inferior del equipo y junto con el auricular ubicado en la parte superior, emiten audio en estéreo. Eso sí, funcionan de la misma manera como solíamos ver en los Huawei P20 Pro, por darte un ejemplo.

Esto último lo menciono porque si bien cuenta con un altavoz que entrega sonidos graves y potentes, su auricular evidentemente es más pequeño, por lo que solo se dedica a entregar tonos más agudos, pero aun así el sonido emitido es en estéreo.

En cuanto a efectos de audio, contamos con Huawei Histen, los que lamentablemente no pude probar porque solo funcionan con audífonos alámbricos conectados.

CONCLUSIÓN

El Huawei Mate Xs es un smartphone plegable fenomenal, el formato que entrega me pareció super bueno como alternativa a lo que ofrece Samsung con el Galaxy Fold, porque con el Mate Xs te ahorras una pantalla y cámaras, gracias a su diseño, por lo que el punto evidentemente se lo gana Huawei.

Pero lamentablemente este diseño tiene varias cosas por mejorar y que expliqué en el apartado de Diseño, ya que primero tenemos su pantalla expuesta siempre, incluso si el equipo está cerrado, por lo que, a la primera caída accidental, es muy probable que la pantalla se muera, y a esto le sumamos su excesivo peso de 300 gramos, creo que es mucho considerando que el Galaxy Fold pesa 263 gramos.

Este equipo realmente es muy delicado, así que, si deseas comprarlo, tendrás que ser un usuario muy cuidadoso con él. Desconozco si en su caja viene con alguna carcasa de protección, ya que como he mencionado, Huawei solo me prestó el equipo sin su caja y accesorios.

En todo lo demás el equipo se comporta excelente, en especial por su muy buena calidad de imagen de su pantalla, y en especial por su triple cámara que toma unas fotos que en lo personal me gustaron mucho. Su rendimiento anda 100% fluido, es muy rápido y la verdad es que tema de Google ya Huawei lo tiene muy bien solucionado con las alternativas que nos ofrecen y que te comenté en el review, así que al menos para mí ya no es tema.

La autonomía de la batería me encantó, me dio casi 8 horas de pantalla con el modo “Alto rendimiento” activado, por lo que, si decides usar el equipo de manera normal, la autonomía debería ser aún mayor.

En fin, el Mate Xs es un equipo genial, pero sin duda requiere varias mejoras en su diseño que espero sean solucionadas en las próximas versiones. El precio del equipo nos dice definitivamente que no es para cualquier bolsillo, ya que su precio supera los dos millones de peso. Sé que es un precio excesivo, pero como siempre menciono, ese es el precio de la tecnología nueva, estamos ante pantallas flexibles, algo que hace dos años atrás era imposible de ver y ahora lo tenemos y eso obviamente tiene su alto precio. La tecnología es así, estimado lector.

Disponibilidad

El Huawei Mate Xs ya está disponible de manera oficial en Chile en su versión 5G Dual SIM y su valor será de CLP$2.699.990. Estará en las tiendas Huawei, en Mercado Libre, en Linio, en Claro y en los principales retailers del país.

Más noticias
Review audífonos inalámbricos Sony WH-1000XM4