Review Asus TUF RTX 3080 OC

En Pisapapeles desde hace un buen tiempo hemos ido explorando nuevas áreas de tecnología que cubrir. El mercado de los computadores de escritorio (y especialmente para jugar) ha tenido un gran crecimiento durante el último año, a pesar de los precios. En esta ocasión, nos lanzaremos con nuestro primer review de tarjeta gráfica. Muchas gracias a nuestros amigos de Asus quienes nos prestaron la potente TUF RTX 3080 OC.

Antes de pasar al review, es bueno indicar que, al ser nuestro primer review de tarjeta gráfica, puede que no sea perfecto. La cantidad de herramientas de benchmark, metodologías de prueba y juegos para probar son tantas que es posible que se nos haya escapado alguna de preferencia de algún lector. Queremos saber las opiniones y comentarios para así mejorar en una próxima ocasión.

La Asus TUF RTX 3080 OC es básicamente imposible de comprar en ningún lado. En YouTube proliferan transmisiones en vivo de bots que se dedican a buscar stock en diversas páginas web. En Chile prácticamente no existen. Y esto es debido a la alta demanda que han tenido la nueva generación de tarjetas gráficas en medio de una pandemia donde todo el mundo está encerrado en sus casas. Sin embargo nada nos detuvo para probar una de las tarjetas gráficas más potentes del mercado.

La configuración de computador que utilizamos fue la siguiente:

  • CPU: AMD Ryzen 7 3700X (cooler stock)
  • Placa madre: MSI MPG X570 Gaming Plus
  • RAM: Corsair Vengeance 2x8GB 3600MHz. CL18
  • SSD: Western Digital Black SN750 1TB
  • GPU: Asus TUF RTX 3080 OC
  • Fuente: Thermaltake Toughpower GF1 850W
  • Gabinete: Lian Li Lancool II MESH Performance

Todas las pruebas de temperatura se realizaron con gabinete cerrado y ventiladores al máximo.

Especificaciones

  • Conexión: PCI-Express 4.0 x16
  • Memoria: 10GB GDDR6X
  • Frecuencia 1815MHz. (OC Mode)
  • Núcleos CUDA: 8704
  • Puertos: HDMI 2.1 x2, DisplayPort 1.4a x3
  • Conectores: 2×8 pines
  • Slots: 2,7

Diseño

En diseño, la línea TUF tiene bastante que mostrar. Para los que les gustan los colores, están en el segmento equivocado. Sin embargo, para un estilo más industrial, menos centrado en lo colorido y más en una temática “seria”, esta es la tarjeta perfecta. En el frente nos encontramos con los tres ventiladores. El ventilador central gira en dirección contraria a los de los extremos, mejorando el flujo de aire y reduciendo la turbulencia.

En la sección de los puertos tenemos una gran variedad: dos HDMI 2.1 y tres DisplayPort 1.4a, suficientes para tener todas las pantallas que necesites disponibles y permitiendo múltiples pantallas 4K a 60 o más Hz.

Viendo el lateral podemos darnos cuenta lo gruesa que es la solución termal de la nueva serie RTX 30. Utilizando casi 3 slots, es la tarjeta gráfica más gruesa que existe en el mercado. Esto tiene sus ventajas y desventajas. La ventaja no se ve a simple vista, y la mencionaremos más adelante. La desventaja es que sí o sí necesitas un soporte para evitar dañar el puerto PCI-E. El peso de la tarjeta gráfica es tanto que se puede ver a simple vista la inclinación de toda la placa, lo cual no es bueno.

En el lateral también nos encontramos con la única iluminación que hay en toda la tarjeta. El logo TUF que permite múltiples tipos de animaciones y colores gracias al software AURA Creator o Asus Armoury Crate.

Además nos encontramos con los dos conectores de 8 pines PCI-E, los cuales son bastante más agradables que el conector propietario de 12 pines de la Founders Edition.

Sin duda un diseño simple, centrado en la funcionalidad y resistencia, sin dejar de lado un guiño de personalización para el usuario.

La parte trasera tiene espacios abiertos para mejorar la ventilación de los componentes, lo cual ayuda a reducir la temperatura del sistema.

Rendimiento

En cuanto a rendimiento, estamos frente a la tarjeta gráfica más potente del mercado. Y se nota. Partiendo por las configuraciones posibles, tenemos el Asus GPU Tweak II, una herramienta que, si bien tiene un par de problemas, permite explorar bastante bien lo límites de la tarjeta gráfica. En nuestras pruebas encontramos que es mejor mantener el modo OC propuesto por la aplicación más que encontrar el límite manualmente. El aumento en potencia no será notable en juegos por lo que es mejor irse a la segura.

En pruebas sintéticas encontramos que la RTX 3080 OC mantiene una temperatura de operación impresionantemente baja, no superando los 67ºC con peaks cortos de 68ºC y con una velocidad de ventilador de la tarjeta menor a 85%, haciendo que además sea muy silenciosa. Esta es la ventaja de tener una solución térmica de casi 3 slots de altura. El enfriamiento es magnífico, útil especialmente en estos calurosos días de verano.

Pasando a datos más duros, obtuvimos 17.285 puntos en Time Spy, lo cual lo sitúa por sobre el resto de las tarjetas gráficas del mercado a excepción de la RTX 3090, la cual todavía está por salir. Nuevamente, la temperatura nunca superó los 67ºC, llegando a pequeños peaks de 68ºC.

El TDP de esta tarjeta gráfica es de 320W. La Asus TUF RTX 3080 OC es la variante con el TDP más alto de todos los fabricantes por lo que necesitarás una buena fuente de poder para mantener funcionando tu PC. Lo recomendado por Nvidia es 850W aunque ese valor dependerá de la certificación de la fuente de poder y los componentes adicionales de tu computador. Probablemente puedes llegar a usar una de 750W o incluso 700W, pero debes tener en cuenta que dependiendo del procesador, este valor puede variar considerablemente.

Jugando

En general las pruebas sintéticas nos dan un punto de comparación respecto a la competencia o a generaciones anteriores. Sin embargo, es el rendimiento en juegos lo que realmente importa.

Aquí es donde la promesa de 4K 60FPS se pone a prueba. Y vaya que lo cumple. En juegos que hacen uso de Ray Tracing en tiempo real como Shadow Of The Tomb Raider, se logra sin problemas, incluso en los ambientes más demandantes.

Por supuesto, para lograr esto debemos activar DLSS, el escalado por medio de inteligencia artificial que ofrece Nvidia. En juegos como Cyberpunk se hace muy necesario, llegando apenas a los 20 cuadros por segundo aproximadamente mientras que con DLSS en modo Performance podemos llegar a unos 50FPS.

Hablando de DLSS, es necesario analizar también la calidad entre los distintos modos. Entre Apagado, Calidad, Performance y Ultra Performance vemos vemos cambios sutiles que se notan si uno realmente pone atención.

En el caso de RTX, los cambios son notorios y logran una mayor inmersión en cuanto a iluminación y sombras, haciendo la experiencia más agradable. Eso sí, con cierta penalización en cuanto a rendimiento. Nada que DLSS no pueda solucionar.

Por supuesto, no podemos dejar de lado juegos que no poseen ninguna de las dos tecnologías, los cuales son la mayoría. Y a pesar de no tener ni RTX ni DLSS, la promesa de los 4K 60FPS se cumple siempre. Juegos exigentes como Doom Eternal o Need For Speed Heat logran andar sin problemas a esa resolución y tasa de refresco, con gráficas que aún se mantienen vigentes y que se verían aún más beneficiadas con estas nuevas tecnologías.

Sin embargo, hasta el momento no hay tarjeta gráfica que no sufra ante el juego que es probablemente el más demandante hasta la fecha y lo seguirá siendo por un buen tiempo: Microsoft Flight Simulator 2020. Con todo al máximo podemos lograr aproximadamente 38 cuadros por segundos dentro de la cabina de un Boeing 787 y cercano a los 55 mirando hacia afuera.

Los medios más especializados en hardware suelen poner tablas de rendimiento pero como este es nuestro primer review, no tenemos con qué comparar nuestros resultados. Por otro lado, nuestro enfoque siempre ha sido más a la experiencia más que a los datos duros de benchmark.

Conclusión

En conclusión, la RTX 3080 es no solo la tarjeta gráfica más potente del mercado. Gracias a DLSS puedes jugar a los prometidos 4K a 60 cuadros por segundo con pérdida de calidad imperceptible, mientras que con RTX puedes tener una experiencia inmersiva, claramente si el juego en cuestión lo soporta.

Su disponibilidad lamentablemente es cero. Todavía no está disponible en Chile (al menos en las tiendas establecidas). Y si estás intentando buscar fuera de Chile, buena suerte. La falta de stock es mundial y al parecer no hay todavía una fecha donde podamos ver una normalización de stock.

En cuanto a precios, en dólares es de $749, 50 dólares más que la Founders Edition. Si consideramos el clásico “dolar a luca”, tendríamos un equivalente a $749.000. Sin embargo, con la llegada de la RTX 3080 por parte de otros fabricantes, vemos que los precios podrían rondar en realidad entre los $999.000 y $1.099.000.

Más noticias
MOVISTAR PISAPAPELES.NET 2
Movistar estaría aplicando velocidad simétrica a clientes del servicio fibra óptica hogar, según reportes