Nokia 230, porque los feature phones no están muertos

Olvidémonos un rato de los procesadores absurdamente poderosos y las pantallas súper-ultra-increíble-QHD-8K-3D que los fabricantes se encargan de tirarnos por la cara cada vez que lanzan un nuevo equipo de gama alta, y pensemos en algo más sencillo: Feature Phones.

Y es que Nokia podrá estar desaparecida del mundo de los smartphones, pero Microsoft sigue dando espacio para que estos dispositivos sigan atendiendo a un mercado no menor de gente que confía sus comunicaciones diarias a estos aparatos.

El Nokia 230 es un dispositivo bastante competente para su segmento. Primero está su diseño hecho en metal y plástico que le da inmediatamente un look mucho más premium que el feature phone al que podrías estar acostumbrado.

En sus tripas encontramos una pantalla de 2.8 pulgadas con resolución de 240 x 320, 16MB de RAM y cámaras frontal y trasera de 2MP con flash. Ambas. ¿Quién dijo que un teléfono para selfies tenía que ser un smartphone?

Navegador Opera, servicios de Microsoft, redes sociales y muchas otras cosas hacen de este dispositivo una pequeña maravilla para estar conectados gastando una minucia de dinero.

El equipo está movido por el recordado y siempre sólido S30, y viene en versiones Dual SIM y para una sola. 

Nokia 230 estará disponible en tiendas en diciembre, aunque sólo en mercados selectos donde estos aparatos son muy valorados todavía. India, China, África y Medio Oriente suenan como áreas donde obviamente estará en venta.

Más noticias
El Redmi K40 llegará de manera global bajo el nombre de Poco F3