Ejecutivo de Google a cargo de Android dice sentir pena por los usuarios de iPhone al no poder usar mensajería RCS

Google ha estado trabajando en el campo de la mensajería instantánea durante varios años y ha lanzado y eliminado varias aplicaciones y servicios. Sin embargo, ahora la compañía está convencida de haber encontrado la solución y cree que es Apple quien tiene un problema con la mensajería.

Hiroshi Lockheimer, ejecutivo de Google a cargo de Android y varios de sus servicios, ha explicado que gracias a la tecnología RCS, los usuarios de Android tienen uno de los servicios de mensajería más avanzados, seguros y útiles que existen actualmente. 

Pero, lamentablemente, los usuarios de iPhone no pueden disfrutar de todas las mejoras que ofrece la mensajería a través de RCS, lo que lleva a Lockheimer a sentirse mal por ellos. RCS ha sido impulsado por Google para reemplazar el anticuado protocolo SMS, y todos los smartphones Android ahora cuentan con acceso a la mensajería RCS a través de la aplicación de mensajes de Google. 

Este protocolo abierto ofrece acceso a algunas funciones que hasta hace poco tiempo eran exclusivas de aplicaciones de mensajería privadas como WhatsApp o Telegram, incluyendo cifrado de extremo a extremo usando el protocolo Signal, grupos de hasta 100 personas, etc. Sin embargo, los usuarios de iPhone no tienen acceso al protocolo RCS debido a las negativas de Apple de implantar esta tecnología en iMessage, su servicio de mensajería instantánea. 

Google lo intenta, pero Apple se niega

Google ha llevado a cabo varias campañas para concienciar a los usuarios de iPhone de que Apple está limitando su experiencia de mensajería, y ha intentado llamar la atención de Tim Cook y su equipo con comunicados oficiales y páginas web. Pero hasta ahora, Apple ha hecho caso omiso de estas peticiones.

Lockheimer admite que «sería estupendo» que Apple permitiera el uso de RCS en iMessage para que los usuarios de iPhone pudieran disfrutar de las mejoras en seguridad y funciones que ofrece. Además, encuentra extraño que ahora sean los usuarios de Android quienes tengan que lidiar con una experiencia de seguridad degradada al interactuar con usuarios de iPhone.

Con información de 9To5Google