Review parlante inalámbrico Harman Kardon Onyx Studio 6

El ingreso de los parlantes inteligentes –con reproducción a través de WiFi y asistente integrado– ha ido cambiando completamente el mercado de los parlantes en el hogar, y es que considero que la tecnología Bluetooth no vale la pena si es que tenemos que tener el parlante todo el tiempo en una mesa y conectado a la corriente, debido a que todo el sonido del dispositivo conectado se emitirá por el parlante, provocando muchas interrupciones en la reproducción. Sinceramente, en el año 2020 no vale la pena ofrecer un parlante Bluetooth que no podemos mover de su lugar. Cof cof, Huawei Sound X

Pero de pronto, aparecen productos como nuestro protagonista del día de hoy, y es que el Harman Kardon Onyx Studio 6 toma el concepto de parlante Bluetooth, lo hace sentir moderno y también funcional. 

Vamos a ver si vale la pena adquirirlo.

Especificaciones

  • Woofer de 120mm
  • Tweeter de 25mm
  • Dimensiones: 284mm x 291mm x 128mm
  • Peso: 2940g
  • Batería: 3283mAh, hasta 8 horas de autonomía.
  • Bluetooth 4.2 – 18 metros de alcance.
  • Frecuencia de respuesta: 50Hz – 20kHz (-6dB)
  • Certificación IPX7

Diseño

Lo primero que me ha llamado la atención del diseño del Onyx Studio 6 es que inmediatamente podemos darnos cuenta que este es un parlante que está pensado para transportarlo fácilmente ya que en la parte superior tenemos una manilla para tomarlo y moverlo incluso con la música sonando, debido a que cuenta con una batería integrada. Si a lo anterior le sumamos su material, me recuerda bastante a un bolso.

Además de la tela que presenta casi todo el cuerpo del parlante, también tenemos aluminio en el mango de la parte superior y un plástico antideslizante en la parte inferior. Todos los materiales elegidos dan como resultado un parlante vistoso, que se ve y se siente premium, y bueno, no esperamos menos de una de las marcas de mayor renombre en términos de audio.

En el frontal tenemos los botones, que presentan un diseño súper minimalista y que debido a la elección de colores, pasan muy desapercibidos en la tela. Aquí no hay nada destacable ya que tenemos los clásicos botones de volumen y reproducción, acompañado de los botones de encendido y el de emparejamiento Bluetooth. En la parte posterior se encuentra una tapa que cubre los puertos de carga, jack de 3.5mm y un puerto microUSB para poder realizar actualizaciones de software al conectarlo a un PC.

Cabe destacar que la versión anterior presentaba exactamente el mismo diseño y dicho parlante significó un cambio total del diseño de la línea Onyx, el cual pasó de un diseño con patas –probablemente pensado para el hogar–, a ser un parlante pensado en la portabilidad. Esto llevó a una reducción de los componentes internos, ya que el Onyx Studio 6 posee un solo woofer y un tweeter, los cuales se quedan cortos respecto al diseño anterior, que presentaba dos de cada uno. Pero bueno, si sigue sonando bien no importa mucho. Hablemos del sonido.

Sonido 

Los parlantes de Harman Kardon siempre han destacado por dos motivos, los cuales son su diseño y la calidad de su sonido, motivos que han hecho que la marca sea vista como una marca premium. El diseño cumple pero el sonido no necesariamente te volará la cabeza.

Como ya les comentaba, en su interior tenemos un woofer de 120mm y un tweeter de 25mm, lo cual puede quedarse corto si lo comparamos con otros parlantes Bluetooth para el hogar, pero la verdad es que el sonido está super bien, aunque se trate de sonido MONO. Quiero decir, el sonido es sumamente destacable.

Las frecuencias bajas suenan muy bien y de forma envolvente, la distorsión a niveles altos de volumen es leve y los altos son super claros, dando como resultado una excelente calidad de sonido, sobretodo si consideramos que es un parlante que podemos mover con mucha facilidad. 

Claro está que si queremos alta fidelidad, existen alternativas que cuentan con soporte para el famoso codec AptX –que mejora el sonido en conexiones Bluetooth–, e incluso parlantes de la misma Harman Kardon lo harán mejor, pero aún así estoy super contento con la calidad del sonido de Onyx Studio 6, la verdad es que suena super bien.

Conectividad y funciones

Si hablamos de conectividad podemos decir que desde la llegada al mercado de parlantes con conectividad WiFi y asistentes inteligentes, no es mucho lo que podemos pedirle a los parlantes que basan su experiencia en la tecnología Bluetooth.

El Onyx Studio 6 posee conectividad Bluetooth 4.2, que permite un rango de conectividad de 18 metros en un campo abierto, lo cual está bien si tienes pensado, por ejemplo, tenerlo en un patio. Igual, hubiese estado super bien que la conectividad sea –la no tan nueva– Bluetooth 5.0.

El parlante también es resistente al agua, por lo que no habrá problemas si lo llevamos al borde de una piscina o de seguro que funcionará muy bien en la playa. Su nivel de certificación es IPX7, eso queire decir que deberías tener un poco de cuidado con la arena, mientras que podrá estar sumergido en el agua durante 30 minutos a un 1 metro de profundidad como máximo. Así como por si se te cae al agua, ya que no tiene mucho sentido sumergirlo. 

Pero no todo es tan bueno, lamentablemente no tenemos un chip NFC para conectar y desconectar rápidamente los dispositivos con esta tecnología integrada, y que facilita bastante el proceso de emparejamiento Bluetooth, al no tener que entrar a buscar el dispositivo en los ajustes del teléfono. Lo que sí tenemos es soporte multidispositivo, por lo que varios usuarios podrán conectarse desde sus respectivos dispositivos y reproducir sin tener que realizar el proceso de emparejamiento nuevamente.

Por otra parte –en caso de que, extrañamente, se te ocurra comprar dos– tendrás la posibilidad de emparejar dos parlantes Onyx Studio 6 (o Onyx Studio 5), para conseguir un sonido envolvente, pudiendo transmitir a ambos al mismo tiempo. Lamentablemente el límite de parlantes conectados es de 2 y no hay forma de emparejarlo con cualquier otro parlante de la marca. Inentendible. Pero lo bueno es que con el jack de audio integrado podemos conectar algún producto que permita transformarlo en un parlante inteligente, como un Chromecast Audio.

Y para más remate, no existe micrófono en el hardware, por lo que no podrás contestar llamadas o utilizar el asistente de tu teléfono de forma remota. Por lo que si estás en la piscina, tendrás que salirte de ella para contestar una llamada, ¡Y qué lata poh! Bueno, igual es bien probable que si te compras este parlante, tu teléfono sea resistente al agua.

Batería

Harman Kardon promete unas muy buenas 8 horas de reproducción de música que por supuesto, pueden variar según el uso que le des tu al parlante.

Con un volumen decente para un departamento, fuerte en algunas ocasiones y con solo algunos momentos de máximo volumen para probar como suena la duración ha sido de aproximadamente 5 horas. Justo el doble de la duración del S&M2 de Metallica, que he escuchado dos veces y no se agotó la batería hasta un par de reproducciones posteriores.

¿Vale la pena?

A modo personal, dificilmente compraría un parlante que solo basa su experiencia en la coenctividad Bluetooth porque suelo escuchar música en la casa o con audífonos, y para mi no vale la pena gastar tanto dinero en un parlante de este tipo cuando hay opciones para el hogar que claramente son mejores. Pero ese soy yo, puede que tu caso sea distinto.

El parlante está disponible en Chile a través de Entel a un precio de CLP $114.990, lo cual lo posiciona como una excelente opción si eres una persona que necesita un parlante para llevar a diferentes lugares y poner música en muy buena calidad. En ese caso, el Onyx Studio 6 te pone las cosas bastantes fáciles ya que su diseño está pensado para eso.

Los materiales y su sonido son extraordinarios –algo que Harman Kardon ya nos tiene acostumbrados–, pero la inclusión de resistencia al agua es de bastante ayuda para diferentes situaciones. 

¿Podemos exigirle un poco más? Claro que sí, deberíamos poder emparejarlos con otros parlantes Bluetooth del mismo fabricante, y la ausencia de algunos componentes claves para facilitar y mejorar la experiencia, como un chip NFC para el emparejamiento o un micrófono para poder atender llamadas y utilizar el asistente inteligente del teléfono, son indicadores que nos podrían hacer dudar a la hora de comprarlo.

Más noticias
Review Huawei FreeBuds 3i