Lenovo IdeaPad Gaming 3i Foto (33)

Review notebook Lenovo IdeaPad Gaming 3i

Dentro del mundo de computadores portátiles con la denominación Gamer, existen diferentes segmentos al igual que los teléfonos móviles. Hoy tenemos un dispositivo cortesía de Lenovo llamado IdeaPad Gaming 3i, el cual se encuentra en un segmento medio para el mundo de los videojuegos en portátiles.

El Lenovo IdeaPad Gaming 3i a grandes rasgos posee una presentación de 15.6 pulgadas, procesador Intel Core i5 de décima generación, gráficos Nvidia GTX 1650, pantalla IPS con resolución Full HD y tasa de refresco de 120 Hz, 8 GB de memoria RAM, entre otras características que revisaremos en profundidad.

Por supuesto, agradecemos a Lenovo Chile por facilitarnos este portátil para su análisis.

¡Comencemos!

Especificaciones técnicas

Lenovo IdeaPad Gaming 3i Foto (31)
CPU
Intel Core i5 10300H, 4 núcleos y 8 hilos. De 2.5 GHz a 4.5 GHz y 8MB Caché L3
RAM
8 GB DDR4 a 2933 MHz
GPU
Nvidia GTX 1650 con 4 GB de VRAM GDDR6
Almacenamiento
128 GB SSD de bus NVMe y formato M2 + 1 TB HDD
Pantalla
Panel IPS de 15.6 pulgadas con resolución Full HD y tasa de refresco de 120 Hz
Conectividad
WiFi 6 y Bluetooth 5.0
Batería
Li Ion de 3 celdas (45 Whr) hasta 9.7 horas de autonomía
Otros
Dolby Audio, Windows 10 Home,

Diseño y Pantalla

En esta oportunidad hemos recibido la unidad con el color Chameleon Blue, un azul bastante agradable y llamativo. Algo que me gustó mucho de este color, es que su tonalidad iridiscente va cambiando en función de la luz que se va reflejando en el equipo. Si nos detenemos en su diseño, el portátil lleva unas líneas en su tapa superior que lo hacen verse muy sofisticado. Estas mismas líneas también se pueden apreciar en el contorno del teclado y le dan ese aspecto gamer que los usuarios buscan en estos computadores.

Si hablamos de los materiales, el portátil está construido adecuadamente. Este posee un chasis que en su totalidad está fabricado de plástico, si bien no es lo mejor, tampoco podemos esperar algo mejor para el segmento que apunta. Incluso, esto resulta ser bueno, ya que el plástico aporta su cuota en la reducción del peso, logrando los 2.2 kilogramos. Así mismo, la construcción es muy firme ya que apliqué presión en varias partes, y no escuché ruidos extraños como crujidos que suelen encontrarse en la fabricación por plástico.

En línea con el diseño y la fabricación, el sistema de refrigeración del IdeaPad Gaming 3i cuenta con doble ventilador, los cuales absorben el aire desde la parte inferior y lo expulsan por la parte lateral derecha y el frente hacia la pantalla.

El teclado que lleva este portátil es bastante cómodo a la hora de ingresar texto o jugar, esto se debe en gran parte al corto recorrido de las teclas. Se agradece que el equipo cuente con teclado retroiluminado por LED el cuál es de una tonalidad azul que combina con el color del equipo. Si exigimos al PC para sacar provecho a su rendimiento el teclado se calienta más de lo habitual, pero es algo que se puede soportar y que no quemará nuestros dedos. Según el fabricante el trackpad ha aumentado su tamaño en un 30% respecto a equipos anteriores, este resulta ser bueno y funcional, igualmente no encontré problemas o los típicos toques fantasmas que suelen aparece en los trackpad sin diferenciación de click derecho e izquierdo. Cabe señalar que el trackpad soporta múltiples gestos.

  • Lenovo IdeaPad Gaming 3i Foto (3)

Continuando con el teclado encontré algunos aspectos negativos, y pese a que son detalles, nuestro deber es indicarlos. Su distribución no es la mejor, ya que las teclas están muy pegadas entre lado y lado, esto ocasiona un leve problema en la precisión si se suele escribir rápido, pero creo que sólo será cosa de costumbre. Si tenemos los dedos muy grasosos, el teclado también se manchará con facilidad.

El Lenovo IdeaPad Gaming 3i incorpora una pantalla de 15.6 pulgadas con resolución Full HD. Su tipo es IPS, alcanza una tasa de refresco de 120 Hz y entrega como máximo un brillo de 250 nits. La calidad de imagen es bastante buena entregando un resultado nítido con colores equilibrados. Si miramos la pantalla desde otro ángulo, podremos apreciar el contenido sin problemas. Igualmente, me agradó mucho que la pantalla tenga una tasa de refresco de 120 Hertz, la cual permitirá disfrutar el contenido con una mayor fluidez, sobre todo si estamos jugando juegos que no demanden mucha carga gráfica como los MOBA u otros, corriéndolos a un máximo de 120 fps. No obstante, las pruebas con videojuegos las revisaremos en detalle más adelante.

Test UFO Hz pantalla Lenovo Ideapad Gaming 3i

Las bisagras que sostienen la pantalla afortunadamente son muy firmes, tan firmes que impiden la apertura del equipo con una sola mano sin que se levante la base. De todos modos, esto es algo que se agradece, ya que, con cualquier movimiento en el equipo, o si eres de aquellos jugadores que se frustra y golpea la mesa cuando va perdiendo, gracias a las bisagras la pantalla no se moverán en lo absoluto. El ángulo de inclinación de la pantalla es bastante bueno, logrando un ángulo de aproximadamente 120 grados.

Lenovo IdeaPad Gaming 3i Foto (26)

Por otro lado, algo que no me gustó mucho es el nivel máximo de brillo, el cual no destaca mucho y es difícil usar el portátil con luz directa del sol. Los 250 nits no son suficientes, así que si necesitamos obtener o enviar una información urgente y estamos en un lugar abierto y soleado, esta operación nos costará bastante.

Portabilidad y autonomía del Lenovo IdeaPad Gaming 3i

El IdeaPad Gaming 3i posee un formato de 15.6 pulgadas, es cual es uno de los estándares para los notebooks tradicionales. A la hora de transportar el equipo no tendremos problemas gracias a su peso de 2.2 kilogramos y su grosor de 25 milímetros, aunque claro, podría ser mejor y entregarnos algo bajo los 2 kg. Pero como dije anteriormente esto no es un impedimento, ya que incluso es levemente más liviano y delgado que otros portátiles de la competencia como el ASUS TUF, MSI Alpha series, HP Pavilion Gaming o un Acer Aspire Nitro 5, cuyos pesos van desde los 2.3 a los 2.7 kilos. Por lo que, medio kilo menos de peso igual es un factor bueno para considerar.

La duración de la batería es un tema que me sorprendió gratamente en este portátil. El Lenovo IdeaPad Gaming 3i incluye una batería de 45 Whr de 3 celdas con soporte de carga rápida gracias a su adaptador de 135 W. Su cargador no es tan pesado y posee un tamaño acorde con el equipo, ni muy grande y tampoco tan pequeño. Como es tradición, el máximo rendimiento se logra con el cargador siempre conectado. Y pese a contar con un puerto USB de tipo C, este no permite cargar la batería en el equipo.

Según el fabricante el portátil alcanza una autonomía de 9.7 horas, lo cual se podría lograr con el modo más agresivo de ahorro de batería. No obstante, por mi parte esperaba una autonomía de con suerte 4 horas, pero logré una duración de 7 horas y media con un uso combinado y en el modo “mejor batería” de Windows 10. A groso modo, realicé tareas como navegar por internet, ver algunos capítulos de una serie, lo utilicé para enviar muchos correos, escuchar música en línea por Spotify mientras trabajaba y siempre conectado a la red WiFi.

Conectividad y puertos

La conexión inalámbrica es un aspecto que destaca en el Lenovo IdeaPad Gaming 3i debido a que posee prácticamente lo último. El equipo cuenta con WiFi 6 de norma AX, por lo que si posees internet fibra óptica de alta velocidad podrás sacar todo su provecho. También tiene Bluetooth 5.0 para audio y periféricos. Cabe señalar que la estabilidad de ambas conexiones es buena y no tuve inconvenientes a la hora de jugar en línea, mirar videos por streaming, o escuchar música mediante Bluetooth, entre otras tareas.

En relación con los puertos de entrada y salida, el portátil incluye una cantidad más que suficiente para labores esenciales. En el costado derecho encontraremos sólo un puerto USB 3.2 de tipo A y primera generación. Si vamos al lado izquierdo el IdeaPad Gaming 3i monta el puerto DC para el cargador con su clásica entrada rectangular de Lenovo, luego se ubica un puerto Ethernet o RJ-45, salida HDMI 2.0, el segundo puerto USB 3.2 tipo A de primera generación, un puerto USB 3.1 de tipo C de primera generación, Jack de 3.5 mm compatible con audio más micrófono, y el agujero con el botón NOVO. Si no sabes en que consiste este último botón, te cuento que es para ingresar a un menú con múltiples opciones como la recuperación del sistema, entrar a la BIOS, opciones de booteo, y más, por lo que debes usarlo sólo en casos particulares.

Audio y multimedia del IdeaPad Gaming 3i

En el aspecto del sonido, el equipo cuenta con altavoces externos en formato estéreo, concretamente, dos parlantes de 1.5 W ubicados en la parte inferior. Si bien estos poseen firma de Dolby Audio, puedo decir que el sonido por los parlantes es aceptable. Pese a que hay una carencia de tonos bajos — casi no se perciben –, los tonos medios y agudos están claramente definidos. A su vez, los parlantes tienen un buen nivel de volumen, incluso hice pruebas en el nivel máximo y no escuché el sonido saturado o con ruidos extraños. Por supuesto que la inclusión de algún altavoz adicional que sirviera de woofer, se habría agradecido bastante para compensar la falta de bajos.

Pasando al audio interno, el Lenovo IdeaPad Gaming 3i cuenta con un controlador Realtek Audio – ojo que no es el HD – además de la ecualización mediante Dolby Audio el que nos permitirá elegir diferentes perfiles de audio para el uso que destinemos el equipo. Por ejemplo, hay perfiles para música, juego, película, llamadas de voz, o personalizado. Como no soy muy amigo de las ecualizaciones, lo mantuve desactivado para mantener el audio fiel a su origen. Y como acostumbro a hacerlo, usé mis audífonos por cable Sennheiser MOMENTUM In Ear.

Dolby Audio Lenovo Ideapad Gaming 3i

Con respecto a la calidad del audio interno, es bastante bueno con bajos potentes y tonos medios que se pueden percibir con claridad, pero carece un poco de tonos agudos. Realicé varias pruebas con música en FLAC y Tidal escuchando mi género de música favorito, el Rock Progresivo. Pasé por pistas como Freewill o The Spirit Of Radio de Rush, Starship Trooper de Yes, o Starless de King Crimson y pude confirmar la falta de agudos. Sin embargo, si no eres un apasionado del sonido, este detalle podrá pasar desapercibido. De todos modos, si encuentras que los tonos altos son escasos, puedes ecualizar mediante Dolby Audio, pero podrá ensuciar un poco el sonido en general.

Revisando el aspecto multimedia, el portátil cuenta con una webcam HD acompañada de dos micrófonos y un indicador LED que nos señala el uso de la cámara. Al igual que la gran mayoría de los notebooks, la cámara es promedio y no entrega grandes resultados, pero cumple su función a la hora de comunicarse. Algo que me gusta mucho de los portátiles de Lenovo es su obturador de privacidad, con este podremos ocultar el lente si no estamos usando la webcam.

El IdeaPad Gaming 3i permite realizar muchas cosas para sacar provecho a lo multimedia. Podrás editar fotos o videos sin problemas gracias a la GPU Nvidia GTX 1650. Su salida HDMI nos permitirá compartir el contenido de la pantalla a un monitor o un televisor, lo mismo permite la conectividad WiFi 6 para compartir datos, ya sean fotos, videos, música, etcétera de forma inalámbrica. Igualmente, la batería te permitirá disfrutar de muchas horas de música o video por streaming, en cualquiera de tus plataformas favoritas.

Rendimiento y Software

Si buscas un equipo para jugar y hacer muchas otras tareas, es muy probable que este sea el punto más importante a la hora de elegir un portátil como este. No obstante, el IdeaPad Gaming 3i posee muchos puntos fuertes y débiles que daré a conocer a continuación.

El portátil que revisamos lleva un procesador Intel Core i5 de décima generación, específicamente el modelo 10300H. Este incluye 4 núcleos y 8 hilos, una memoria caché L3 de 8 MB y su frecuencia máxima alcanza los 4.5 GHz. Pese a ser un procesador de segmento medio, este corre muy bien, es veloz para hacer todo tipo de tareas que incluso son pesadas como renderizar, virtualizar, jugar, más.

CPU-Z Lenovo Ideapad Gaming 3i

El Lenovo IdeaPad Gaming 3i que revisamos incluye 8 GB de RAM del tipo DDR4, la que corre a una frecuencia de 2933 MHz. Según aplicaciones de revisión de hardware cuenta con dos módulos de 4 GB, tuve que usar una aplicación ya que lamentablemente no tenemos autorización para abrir los equipos. Si bien la RAM puede ser suficiente para ejecutar varias tareas simples como navegar, o usar un procesador de texto, a la hora de sacar el jugo o el mejor rendimiento me ocurrió un fenómeno preocupante que al final del día nos indica que probablemente 8 GB podrían no ser suficientes para hacer tareas complejas.

La cantidad de memoria volátil que utilizaba el sistema sobrepasó el 90%, y lamentablemente esto coincidió con la instalación de actualizaciones del sistema operativo mientras jugaba diversos títulos pesados e incluso con el MOBA League of Legends, un juego que no demanda tantos recursos de sistema como el DOOM, GTA V, entre otros. Luego de actualizar todo volvió a la normalidad y el uso alcanzó el 70% promedio. A continuación, les comparto una captura de la casi saturación de la memoria por culpa de las actualizaciones.

Uso de RAM Lenovo Ideapad Gaming 3i foto 2

Dicho lo anterior, si estás interesado en este equipo y tienes la oportunidad, te recomiendo que vayas por la versión que incluye 16 GB de memoria RAM. A menos que estés dispuesto a adquirir este con 8 GB y después realizar la ampliación por tu cuenta.

Si hablamos del almacenamiento, el computador incorpora dos unidades. La primera es una SSD cortesía de SK Hynix en formato M2 y con bus NVMe cuyo espacio es de 128 GB. La segunda unidad es un disco mecánico en formato 2.5” con bus SATA y capacidad de 1 TB fabricado por Toshiba. El sistema operativo está instalado en el SSD, por lo que, la partida del portátil será rápida y en cuestión de segundos. De hecho, esa es la misión de realizar estas combinaciones, usar un SSD para mover el SO con agilidad y emplear un disco mecánico de gran capacidad para alojar ahí todos nuestros datos como videos, música, fotos, etc.

La una unidad de gráficos Nvidia GTX 1650 con 4 GB de VRAM del tipo GDDR6, me ha sorprendido positivamente. Es muy ágil a la hora de jugar muchos títulos, y bueno, esa es una de las principales aplicaciones de este portátil.

  • GPU-Z Nvidia Lenovo Ideapad Gaming 3i
  • GPU-Z Intel Lenovo Ideapad Gaming 3i

Su rendimiento es muy bueno y permite ejecutar muchos videojuegos que pensé no correría de buena manera. Instalé juegos como el DOOM, GTA V, Wolfenstein II, PUBG, entre otros y para mi sorpresa los pude ejecutar con calidad alta e incluso con algunos parámetros en ultra y a una buena cantidad de cuadros por segundo. Por ejemplo, pude correr DOOM sobre 90 fps o el GTA V a un promedio de 100 fps. Por supuesto, juegos más sencillos como los MOBA nos permitirán obtener su máxima calidad, los cuadros por segundos y hertzios que entrega la pantalla, en este caso pude jugar League of Legends a 120 fps estables con la mejor calidad.

Adicionalmente, el equipo cuenta con una GPU integrada, específicamente, la Intel UHD. Si bien no nos permitirá sacar todo el poder gráfico, esta nos ayuda a aumentar la autonomía de la batería si no tenemos un enchufe cercano.

Un imperdible de nuestros reviews de computadores es la sección de pruebas o benchmarks que realizamos a los equipos. Las pruebas sintéticas nos permitirán saber qué tan potente es el dispositivo en comparación a otras marcas y segmentos. Se emplearon algunos bench como PC Mark 10 y Cinebench R20 para comprobar el rendimiento general, 3D Mark para el apartado de los gráficos, CrystalDiskMark para medir el rendimiento del almacenamiento, y usé HW Monitor y CPU-Z para el estrés del sistema y comprobar su temperatura. Los resultados son los siguientes.

A la hora de realizar las pruebas sintéticas, el calor es un factor para considerar en este equipo. Al comenzar a realizar pruebas de estrés para sacar el máximo de rendimiento, la CPU logró los 4.5 GHz con un 100% de uso, pero conforme la temperatura subía, el equipo comenzó a bajar la frecuencia del procesador hasta 3.92 GHz para disminuir el calor, este fenómeno se conoce como thermal throttling y sirve para evitar que a la larga se dañen los componentes internos.

A pesar de que el equipo posee un mecanismo de refrigeración con doble ventilador, el sistema se estabilizó en un promedio de 90 grados, algo que me preocupó bastante, y quizás se deba a que el diseño de la ventilación puede estar mal planteado. Como tenemos prohibido abrir los equipos, recurrí a una foto del reconocido sitio notebookcheck, donde si tenían una imagen mostrando el interior del equipo.

Fuente: www.notebookcheck.org

Como se puede apreciar en la captura, la CPU y la GPU están muy próximas y comparten sólo dos tuberías de cobre que sirven para extraer el aire caliente de los núcleos de silicio. Esto puede no ser suficiente, ya que en otras marcas los ventiladores están situados de forma individual y en los extremos de cada lado del equipo. Así mismo, cada componente – ya sea la CPU o la GPU – tienen al menos dos o más tuberías de cobre que permiten sacar el calor con una mayor facilidad.

Igualmente, puede jugar en contra la falta de una rejilla de ventilación al costado del ventilador más distante a la placa madre — costado izquierdo si miramos el portátil de frente –. Dicho todo esto, te recomiendo que adquieras una base para ayudar al enfriamiento del equipo, y por ningún motivo, lo utilices sobre la ropa de la cama o tus piernas. Igualmente, la GPU no superó los 70 grados Celsius al momento de jugar o correr las aplicaciones más pesadas, por lo que el sobrecalentamiento aplica en el instante de hacer un estrés máximo a la CPU con una prueba sintética, aspecto que no veremos reflejado en el uso diario.

Por otra parte, en las pruebas de velocidad secuencial de las unidades de almacenamiento, el SSD arrojó una buena lectura con una velocidad promedio de 1600 MB/s. Curiosamente la velocidad de escritura no estuvo a la altura y nos dejó un sabor amargo logrando sólo 310 MB/s. También medimos el disco mecánico y obtuvimos 145 MB/s de lectura y 152 MB/s de escritura.

Finalizando este apartado, el sistema operativo que controla todos los componentes el Windows 10 Home Single Language. Cabe destacar que venía con la compilación 1909, así que tuve que actualizar a la 2004 hasta que no pidiera más actualizaciones. El fabricante incluye algunas aplicaciones propias como es el caso de Lenovo Vantage, el cual que sirve para controlar el uso de almacenamiento, RAM, CPU, controlar la carga de la batería, activar el WiFi, entre otras funciones.

Info Windows 10 Lenovo Ideapad Gaming 3i

Conclusión y disponibilidad

Con muchos aspectos revisados en el Lenovo IdeaPad Gaming 3i, y pese a que tiene varias cosas que me causaron mucho ruido. Estamos sin duda frente a un buen equipo que cumple su misión dentro del segmento al que está destinado.

Si bien la saturación de la RAM fue un hecho fortuito y el sobrecalentamiento se debe a una prueba sintética, son aspectos por los que no debemos preocuparnos en lo absoluto y que no empañarán nuestra experiencia general con el equipo. Lo mismo ocurre con el chasis fabricado en plástico que podría ser mejor, pero no podemos pedir tanto para un equipo que fue pensado para el segmento medio.

Fuera de los detalles que mencioné, el dispositivo posee una decente pantalla de 120 Hz y una muy buena GPU que te permitirá correr muchos juegos, y aunque no sea en la máxima calidad, te aseguro que podrás disfrutar cada partida y pasar horas de diversión. Lo mismo ocurre con el rendimiento de la CPU, es increíble como Intel ha sabido consolidar la gama media con el i5 de décima generación, entregando un producto rápido y que no genera cuellos de botella como antes lo solía hacer. Así mismo, te recomiendo si tienes pensado comprar un equipo de esta gama, adquieras la versión con 16 GB de RAM o le hagas un upgrade al de 8 GB.

Lenovo IdeaPad Gaming 3i Foto (24)

Algo que también suma, es su bonito diseño y color que le da un aspecto gamer, y su teclado que es muy cómodo a la hora de introducir texto, junto con su retroiluminación.

¿Lo recomiendo? Por supuesto que sí, ya que es un buen equipo que podrás encontrar bajo la barrera del millón de pesos. Su precio sugerido es de CLP $949.990 para la tienda en línea de Lenovo Chie, pero si buscas bien, incluso lo podrás encontrar por CLP $829.990 en algunas tiendas de retail.

Más noticias
Fotos equipo Moto G9 Plus (22)
Review Motorola Moto G9 Plus