Review Huawei Sound X

El día de hoy te traemos el análisis del Huawei Sound X, el parlante premium de la empresa china que fue presentado en nuestro país hace 1 mes pero que ya lleva un buen tiempo comercializándose en China.

En dicho país, el Huawei Sound X destaca por ser un competidor de parlantes inteligentes, como aquellos que integran Google Assistant o Amazon Alexa, aunque equipado con un asistente propio de la empresa. En Chile –y en cualquier lugar que no sea China–, el Huawei Sound X es un parlante Bluetooth que incorpora algunas interesantes características.

Huawei se ha asociado con la empresa francesa Devialet para otorgar al Sound X de un sonido destacable, ¿pero será suficiente?

Fabricante
Huawei
Modelo
Sound X
Sonido
HUAWEI Sound, 360° Surround
2 subwoofers
6 tweeters
Peso
3,5 kg
MEdidas
Diámetro de 165 cm
Alto de 203 cm
Color
Negro

Diseño

El diseño del Huawei Sound X está excelentemente bien logrado. Si bien a simple vista puede parecer una copia del HomePod de Apple, el parlante de los chinos tiene detalles que lo distancian de él. 

El parlante tiene forma cilíndrica y solamente está disponible en color negro. En la parte inferior cuenta con un acabado en tela que me gusta mucho y que se asemeja mucho al que utilizan los productos de Google Nest, bajo esta tela es en donde se encuentran los 6  tweeters que ofrecen un audio en 360 grados. El resto del parlante es de un plástico brillante y en los costados posee dos orificios que le dan salida a los dos subwoofer otorgados por la empresa Devialet.

En la parte superior encontramos un chip NFC para emparejar rápidamente cualquier dispositivo Android que tenga incorporado el mismo chip y además tenemos los botones de reproducción, volumen y emparejamiento, que están acompañados por una luz de forma circular que los rodea y cambia de color según lo que estemos controlando.

En la parte inferior se encuentra el cable de corriente, que cuenta con un orificio para salir por la parte de atrás y un transformador, que me parece una pésima idea para un producto que está pensado para el hogar. Otros productos de este estilo que he probado, cuentan con el transformador integrado en la misma entrada a la corriente, lo que resulta mucho mejor a la hora de ocultar los cables. Además, cabe destacar que este parlante Bluetooth debe estar siempre conectado a la corriente. 

Sonido

La empresa china ha hecho cosas bastantes interesantes con el sonido del Huawei Sound X, ya que a pesar de su tamaño suena increíblemente bien. 

Lo primero es su sistema Push-Push, patrocinado por Devialet, que permite la supresión de la distorsión que se provoca al escuchar música con mucho volumen. Esto lo logra gracias a los subwoofers simétricos que incorpora, ya que cada uno de ellos suprime las vibraciones que provoca el otro. Esto da como resultado un sonido super claro, que según Huawei está certificado como Hi-Res, a pesar de no contar con tecnologías como Dolby Atmos.

Los sonidos graves de los woofers duales de 60W alcanzan los 40 Hz, con una amplitud máxima de 20mm. Aunque lo que me ha parecido más destacable es que el sonido se reproduce en 360°, lo que lo hace ideal al colocarlo en la parte central de una sala ya que todos escucharán igual de bien la música. 

Aunque ciertamente he echado mucho de menos una entrada auxiliar de 3.5mm para poder conectar mi Chromecast Audio y convertir al Sound X en un parlante inteligente, y de paso poder emparejarlo con los otros parlantes que tengo en el hogar.

Funciones

Como ya te comentaba, fuera de China el parlante inteligente de Huawei no es muy inteligente, y respecto a otros parlantes se queda bastante atrás, ya que pese a contar con el hardware necesario, no ofrece un asistente inteligente para dar comandos como reproducir música o video y tampoco es capaz de reproducir música a través de WiFi, que además de ofrecer una mejor calidad de sonido, evita que la reproducción de música se corte cuando estás escuchando música y recibes un llamado, notificación o escuchar un audio que te han enviado. Eso, para mi, es esencial.

Pero bueno, no importa, consideremos que en el resto del mundo se vende como un parlante Bluetooth y es así como debemos analizarlo. 

En la parte superior tenemos todo el centro de control del Sound X, con cuatro botones táctiles que se iluminan una vez que lo tocamos o acercamos la mano y que sirven para subir o bajar el volumen, pausar y emparejar manualmente con un dispositivo. La luz que rodea a los botones cambia se vuelve roja si es que pausamos la reproducción y presenta varios colores si es que subimos o bajamos el volumen. 

En el frontal superior también cuenta con un chip NFC que sirve para emparejar automáticamente los dispositivos Android compatibles con el chip, lo que facilita mucho la tarea de conectar y desconectar los dispositivos. 

Por otra parte, podremos controlar otros aspectos del dispositivo a través de la aplicación AI Life de Huawei, disponible en Play Store y App Gallery, 

Aplicación

La aplicación complementaria es super básica y nos permite modificar el volumen base del parlante –que es distinto al volumen que controlamos desde el teléfono–, y que si subimos al 100% alcanza niveles de volumen bastantes impresionantes. 

En la app también podemos conectar el parlante a una conexión WiFi, aunque como ya les comentaba, lamentablemente no se puede conectar la app de Spotify al Sound X para reproducir música a través de WiFi

Por último, tenemos la posibilidad de modificar el sonido del parlante, dando enfoque a la voz –para cuando escuchamos podcasts o radio, por ejemplo– o alta fidelidad en la música, así como reforzar los sonidos graves, los cuales por defecto están super bien. 

Eso es todo, aquí no hay nada de emparejamiento estéreo (si por alguna razón decides comprar dos) o sincronización de alarmas o recordatorios con nuestros dispositivos. 

¿Vale la pena?

El Huawei Sound X hace algunas cosas sumamente bien ya que su sonido es extraordinario, ofrece audio Hi-Res y reproduce el contenido en 360° y además, sin las molestas distorsiones que algunos parlantes provocan al estar en un volumen alto, sobre todo los de un tamaño similar. Y hablando de tamaño, su diseño también es exquisito, aunque personalmente me hubiese gustado que la parte de tela inferior ocupará mayor parte del cuerpo, ya que el plástico brillante que utiliza es un imán de huellas dactilares y se ensucia con mucha facilidad. 

Pero bueno, para mi, lo anterior no justifica para nada el precio que pagamos por el Sound X, el cual es de CLP $280.000. A ese precio podemos encontrar parlantes Bluetooth que además de ofrecer un buen sonido, son portables y cuentan con una entrada de 3.5mm para poder transformarlos en inteligentes.

Y es ese el principal problema del Sound X, por ese precio podemos encontrar parlantes inteligentes que cuentan con un asistente integrado, ya sea Google Assistant, Alexa o Siri, que permiten un montón de funcionalidades que van mucho más allá de un simple parlante Bluetooth, como emparejamiento estéreo, reproducción a través de WiFi y control del hogar.

Eso sí, el hardware está, tenemos integración de micrófonos y la conectividad necesaria para que este parlante sea inteligente y no me cabe duda que Huawei está trabajando para llevar todo lo que ofrecen en China a nuestro territorio y así poder competir de mejor forma. Pero por ahora, para mi no vale la pena adquirir este producto.

Más noticias
Review Zapping TV corriendo sobre Android TV