Nuestras breves primeras impresiones con el Huawei Mate Xs

El Huawei Mate Xs es una de las novedades que la compañía china presentó al mundo el día de hoy, todo esto a través de una transmisión en vivo realizada desde Barcelona.

Por suerte ya hay un par de equipos en Chile, y una vez terminada la presentación, tuvimos un pequeño tiempo de calidad con este dispositivo, el cual ya sabemos que va a llegar oficialmente a nuestro país.

Como sabrán, el Huawei Mate Xs viene a ser la segunda generación de dispositivos plegables de la compañía, aunque las principales diferencias con respecto al Mate X del año pasado se ven principalmente en el apartado de hardware, más que en diseño.

De hecho, el equipo es bastante similar al anterior en ese aspecto. Continúa con el mismo formato plegable — en donde el equipo se cierra con la pantalla hacia afuera, dejando dos pantallas: una frontal de 6.7 pulgadas, y una trasera de 6.38 pulgadas. Personalmente no tuve la posibilidad de conocer el Mate X, por lo que esta es primera vez que pruebo un plegable con este formato de pantalla. Yo esperaba que en la mano se sintiera bastante frágil, pero la verdad es que es todo lo contrario.

Sujetando el teléfono, da la sensación de que tenemos un equipo durable, muy bien construido. No es tan pesado como esperaba. Estando el Mate Xs abierto, podemos usar como grip la pequeña “cornisa” en donde se ubican las cámaras y los botones a los costados, el cual ayuda bastante al agarre del equipo.

Naturalmente, está hecho para usarlo con dos manos, así como también cuando está cerrado, ya que igual el equipo queda muy grueso en este estado.

La bisagra agrega un grado de resistencia importante, por lo que hay que aplicar un poco de fuerza al momento de cerrar el teléfono. Además hay un pequeño seguro que se acciona para mantener sujeta la pantalla estando cerrada. Para poder abrirlo, hay que presionar un botón ubicado debajo de las cámaras. Es un proceso que definitivamente es bastante satisfactorio de realizar.

Con el teléfono abierto tenemos acceso a toda la inmensidad de su pantalla de 8 pulgadas, la cual se ve bastante bien para ser una pantalla de plástico. A primera vista, es un panel brillante y muy colorido, no me cabe duda de que ha de ser excelente para ver todo tipo de contenido multimedia.

De momento eso es lo que pudimos probar del Huawei Mate Xs. Recordemos que durante este primer semestre llegará a nuestro país, a un precio aún desconocido — aunque sabiendo que costará unos USD $2700. Por lo mismo, esperamos que muy pronto podamos poner este equipo a prueba, y ver cómo se compara frente a los otros plegables que hay (y llegarán) a Chile.

Más noticias
Galaxy A32 (4G), Samsung presenta su primer teléfono de gama media con pantalla Super AMOLED a 90 Hz